Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Pregunta en la Asamblea de Madrid sobre el Beti-Jai

El pasado 22 de abril, D. Francisco Contreras, Portavoz de Patrimonio Histórico del Grupo Socialista de la Asamblea de Madrid, formuló una pregunta en la Asamblea de Madrid sobre las actuaciones que está realizando la Consejería de Cultura, Deporte y Turismo con respecto al frontón Beti-Jai de Madrid. En la misma se solicitaba al Sr. DIRECTOR GENERAL DE PATRIMONIO HISTÓRICO (D. Jose Luis Martínez-Almeida Navascués), la expropiación del Frontón Beti-Jai, así como la firma de un acuerdo con el Ayuntamiento de Madrid para su recuperación y puesta al servicio de la ciudad. Reproducimos a continuación parte de la pregunta.

[...]
El Grupo Socialista, por medio del diputado Antonio Chazarra, durante las anteriores Legislaturas venía reivindicando la intervención de la Comunidad Autónoma en la recuperación del frontón como bien de interés cultural de la ciudad, hito urbanístico del distrito de Chamberí.
[...]
Restaurarlo cuidadosa e íntegramente y destinarlo al uso del frontón será la manera más apropiada de recuperar no sólo uno de los edificios más valiosos de nuestra arquitectura, sino la memoria de la cultura que lo hizo posible. Formalizar un convenio que permita a la Comunidad de Madrid participar en los costes de restauración sería la solución más adecuada. No son palabras de ningún socialista; son las palabras que dijo José Miguel Rueda en 1998, siendo entonces Director General de Patrimonio, y manifestando el compromiso de la Comunidad en la intervención. Pero, nos preguntamos: ¿qué ha sucedido desde entonces? ¿Por qué no ha habido una intervención de verdad? Desde entonces hemos escuchado muchas cosas, incluso los intereses inmobiliarios de ciertos implicados en la Operación Malaya que pretenden que el edificio se termine convirtiendo en un hotel de lujo.

[...] la operación de los Juegos Olímpicos puede ser una buena oportunidad para una inversión entre la Comunidad y el Ayuntamiento que pueda dar un uso a ese edificio, y, por supuesto, la invitación a la participación en la definición de su uso a los diferentes colectivos que han venido luchando año tras año por ese edificio y por su recuperación.


La respuesta del D.G. de Patrimonio Histórico de la Comunidad de Madrid, que reproduciremos parcialmente a continuación, nos llena de esperanza, aunque no por ello dejaremos de estar vigilantes en cuanto al cumplimiento de lo que la Ley de Patrimonio establece.


[...] es cierto que no se encuentra en la mejor de las situaciones, pero esto no obsta a que, desde el punto de vista de las competencias que legalmente tenemos encomendadas en este caso, se hayan realizado una serie de actuaciones tendentes fundamentalmente a la consolidación y la estabilización de un inmueble que tiene expediente de declaración de bien de interés cultural y que en este caso, desde luego, hay que reconocer que es un referente patrimonial.

[...] en el mes de julio del año 2008, como consecuencia de una consulta que se realizó por parte de la Comisión al Servicio de Control de la Edificación respecto a lo que era una propuesta de orden de ejecución de obras de reparación, se estableció que el proyecto debía venir visado por un técnico competente y dirección facultativa, como consecuencia del precario estado de conservación.

[...] se procedió a ordenar las medidas de seguridad y se exigió la presentación de un proyecto de consolidación y reparación. Por tanto, como consecuencia de la actuación concertada y conjunta en este caso, tanto del Ayuntamiento como de la Consejería de Cultura, que compartimos en este punto la misma preocupación por el estado del frontón Beti-Jai, en sesión celebrada el 31 de octubre de 2008 se daba cuenta de las obras que se iban a realizar en el frontón Beti-Jai, que tenían por objeto básicamente mantener y garantizar la estabilidad.

[...]por tanto, los propietarios tienen una orden de ejecución de obras que además están siendo sufragadas por ellos, es decir, tienen una obligación legal que les pesa encima y que ha sido acordado tanto por el ayuntamiento como en este caso por la Comunidad de Madrid en el año 2008. En segundo termino, se les dice expresamente que estas obras de consolidación y estabilización de las patologías del inmueble son un paso previo e imprescindible a lo que será la posterior rehabilitación general del edificio. En cuanto a lo que es la determinación de los usos nos mantenemos firmes como nos mantuvimos en la anterior Legislatura. Por una política coherente no permitiremos un uso especulativo del frontón Beti-Jai, sino un uso que sea compatible con lo que es la propia naturaleza del inmueble.


Es el momento de exigir a la propiedad que cumpla con lo que la D.G de Patrimomio Histórico y el Ayuntamiento de Madrid le han exigido. Asímismo es necesario verificar que dichas obras han sido realizadas y que se han llevado a cabo respetando el edificio.

Enlaces relacionados:

Comentarios